Seis pasajes sobre aparatos y artefactos melancólicos

Panamá

Biblioteca

Por Emmanuel Taub* :: @EmmanuelTaub

I.

Un amigo librero me dijo: “las librerías son lugares donde aparatos y artefactos melancólicos vagabundean”. Esos aparatos o artefactos somos nosotros, esos robots melancólicos que buscan escapar de la realidad de la ciudad entre caminatas por las librerías en donde sentirnos libres. Cuál es el rol del flâneur de nuestros días, más allá de los diagnósticos que se han extendido desde Baudelaire hasta Benjamin; dónde habitan los paseantes de este siglo, mediados por la compra de libros online y la bajada de textos en pdf. Por eso mismo las palabras de este librero –que también supo navegar por las diferentes librerías de la ciudad– no dejan de machacarme la cabeza. Hay una especie que deambula entre librerías. Más allá de la ciudad y sus calles, o sus límites, hay una especie a la que pertenecemos que transita por coordenadas preestablecidas, como aparatos prefabricados y…

Ver la entrada original 812 palabras más

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s